domingo, 19 de mayo de 2019

Fernández-Fernández: las preguntas que dejan en vilo a la política local


A tres semanas de las PASO en Mendoza, todavía quedan varias definiciones cruciales que el impacto del anuncio de Cristina pueden acelerar o cambiar el escenario. 

El anuncio de Cristina candidata era esperado en algún momento por el PJ mendocino. Pero llegó antes de lo previsto y no como se presagiaba, ya que Alberto Fernández será el postulante a la presidencia.

Esta fórmula dispara a su vez varias cuestiones en la política mendocina, a menos de un mes de las PASO. ¿Quién gana con el anuncio?

Anabel Fernández Sagasti

Quién más puede recoger el favor de este impacto es la candidata del cristinismo en Mendoza. Aunque de manera relativa, porque el adelanto de las elecciones no le permitirá una boleta soñada: llevar a dos Fernández más.
La senadora de La Cámpora puede llegar a constituirse en la principal referente del PJ a nivel provincial.

Alejandro Bermejo

El intendente de Maipú hasta el momento ha mostrado sus preferencias por un candidato que ha intentado pararse sobre la grieta, Roberto Lavagna. Sin embargo, tras el anuncio de CFK, el economista pierde gravedad en el mapa político. Porque, como se presupone, aparece un candidato más conciliador para el espectro del peronismo a nivel nacional.

Bermejo ha parado la pelota y mirado al sector de la cancha donde se ubica Alternativa Federal. Con su triunfo de hace apenas unos días -cuán rápido pasa el tiempo en la política argentina, ¿no?- el gobernador cordobés Juan Schiaretti se ha colocado en el rol de elector.

Con todo, desde el sector del PJ ortodoxo entienden que el anuncio no debería repercutir negativamente en la performance de Bermejo en las PASO. Incluso le achacan a Anabel que el “Cristina vuelve” quedó desactualizado. Como Cornejo, el Pulga apuesta a provincializar la elección ahora más que nunca.

Guillermo Carmona
Apenas dos interlocutores en el PJ que nuclea a los intendentes se refirieron al anuncio. El mencionado Bermejo, por un lado, y su aliado Guillermo Carmona.

El diputado nacional es la expresión kirchnerista en el sector del PJ tradicional, el de los intendentes, y recibió con beneplácito el anuncio. A su vez ponderó la militancia de su referente nacional, Agustín Rossi.

Carmona le disputa a Fernández Sagasti la chapa K en Mendoza, aunque la senadora nacional aglutine a su alrededor la mayor cantidad de agrupaciones vinculadas al kircherismo.

Los intendentes
El cono del silencio está posado sobre los intendentes peronistas. No ha habido todavía un pronunciamiento sobre lo que implica la figura de Alberto Fernández entre los Félix, Aveiro, Giménez, Righi y Miranda.

Los caciques no terminaron bien con Cristina, pero Alberto abre el espectro del juego.

Todavía mastican las consecuencias de la decisión y observan qué rol ocupa Alternativa Federal en este nuevo mapa. Por lo pronto, en una semana irán a una reunión con Schiaretti. Pero también es cierto que el cordobés tiene contacto a su vez con Cornejo.

En tanto ya hay gobernadores peronistas que están volcando su aval a la fórmula. El más cercano a los intendentes, el sanjuanino Sergio Uñac, ya confió su aval a la dupla FF.

¿Qué decisión le queda al PJ?
Al PJ mendocino le queda una definición más y la fórmula FF puede acelerarla. La lista para la Cámara de Diputados de la Nación, donde renueva dos de las tres bancas que se ocupan. Esos nombres se definirán en Buenos Aires, no en Mendoza. Básicamente porque tienen que ver con el armado de un futuro parlamento en el que no hay certeza de contar con la mayoría.

Por esto, las definiciones muy probablemente apunten a los soldados del núcleo duro. Actualmente tenemos a un Félix que decidió quedarse en monobloque antes de elegir a CFK o a Pichetto y a un Miranda cercano a Diego Bossio.

Ahí, entonces, corre con más ventaja Fernández Sagasti -por su cercanía con Cristina- por el lugar entrable de la lista. El problema entonces estará en el sector del PJ ortodoxo, porque los nombres son muchos y las chances son pocas.

¿Cornejo seguirá presionando a Macri?
Pero el meteorito Fernández-Fernández también impacta en el radicalismo mendocino. Más que nada, por la tensión nacional que atraviesa a Cambiemos, donde Alfredo Cornejo juega de elector en la mesa chica.

Hace apenas cuatro días -aunque hoy parezca lejano-, el presidente de la UCR expuso ante empresarios argentinos y norteamericanos la necesidad de ampliar la alianza oficialista. Desnudó, al mismo tiempo, la debilidad política de Mauricio Macri para ser reelecto.

Cornejo viene preparando un terreno desde hace meses. Sus dichos no son nuevos, pero se actualizan a medida que va cambiando el escenario.
  • Primero propuso que Martín Lousteau fuera rival del presidente en las PASO para contener a los descontentos.
  • Luego incentivó el Plan V (por la gobernadora bonaerenes María Eugenia Vidal).
  • La última versión es sumar a Sergio Massa y a Schiaretti. En cada instancia, la respuesta del macrismo más concentrado ha sido negativa.
Cornejo y Massa tienen buena relación. El tigrense lo ha ponderado en entrevistas. El cornejismo quiere replicar el armado logrado en Mendoza a nivel nacional. Sin embargo, el nuevo teatro dispara la pregunta de si Massa seguirá en Alternativa Federal o terminará negociando con el cristinismo por la provincia de Buenos Aires.

Cambiemos está en un punto de quiebre: se adapta a las nuevas circunstancias políticas o pierde. Cornejo lo entiende de esta manera. Será importante la Convención radical del 27 de mayo, pero ya no bastará simplemente con que la UCR confirme su participación en Cambiemos. Este sábado al mediodía hubo almuerzo entre los referentes mendocinos de la UCR para analizar cómo será ese teatro radical.

Con la dupla Fernández-Fernández, Cornejo le pondrá más presión a Macri. Es la pragmática en la búsqueda o en el mantenimiento del poder. Así lo entendió en 2007 cuando diseñó junto a Alberto Fernández el “Cristina, Cobos y vos”.

Fuente: https://www.elsol.com.ar

0 comentarios:

Publicar un comentario