sábado, 6 de julio de 2019

Venezuela: el duro informe presentado por Michelle Bachelet en la ONU


La ex mandataria trasandina se pronunció en su rol como Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la organización.

Tras dos mandatos al frente de la República de Chile, Michelle Bachelet actualmente se desempeña como Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos. Es en este rol que en las últimas horas presentó un duro informe sobre la situación que atraviesa la República Bolivariana de Venezuela.

En el marco de las denuncias realizadas, el informe plantea que en el año 2018, unas 5287 habrían sido asesinadas por la alegada  "resistencia a la autoridad" planteada desde el Gobierno de Nicolás Maduro. De igual manera, se señala que hasta el día 19 de mayo, la cantidad de personas asesinadas fueron 1569.

Bachelet también solicita a Caracas "disolver las Fuerzas de Acciones Especiales”, rama de la policía nacional oficializada en 2017 y desde la cual se presume fueron realizadas las acciones denunciadas.

Pero Caracas, en la voz de su viceministro de Asuntos Exteriores, William Castillo, manifestó que "rechaza categóricamente la acusación de criminalización de los cuerpos de seguridad y de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana”.

"Usted sabe que el informe no refleja la realidad de lo que vio en nuestro país", añadió el diplomático”, frente a la atenta mirada de la funcionaria del organismo internacional.

“Se busca que el Estado permanezca inerme cuando existen serios riesgos a la seguridad nacional, planes de golpe de Estado que proponen un baño de sangre entre la población civil e incluso una intervención militar extranjera con la que nos amenaza el presidente (estadounidense) Donald Trump", defendió.

En esta línea fue que continuando la grieta de la Argentina y con la variable Venezuela como punto es que el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, advirtió que "frente a la contundencia del informe sobre la violación de derechos humanos en Venezuela" dado a conocer por la ONU "no se puede ser indiferente" y consideró que "hay que tomar posición".

"Frente a la contundencia del informe sobre la violación de derechos humanos en Venezuela, no se puede ser indiferente. Hay que tomar posición. Lo que decimos sobre Venezuela habla sobre nosotros mismos", concluyó el funcionario.

Fuente: https://www.filo.news

0 comentarios:

Publicar un comentario